Una galería de arte en tu hogar

Una de las maneras más sencillas y artísticas de decorar tu espacio es creando una galería en la pared, esta tendencia en decoración rápidamente creció en popularidad dado que es adaptable a cualquier espacio y presupuesto. Descubre cómo crear tu propia galería.

El primer paso es recolectar el arte. Curar tu selección de arte puede ser lo más tardado pero lo más satisfactorio, busca un común denominador, lo mejor es basarte en uno o dos tonos de color que se reproduzca en la mayoría de los cuadros. Recuerda buscar piezas que armonicen y funcionen individualmente y como conjunto.

Juega con los tamaños y formas de tus piezas, necesitas tanto piezas horizontales como verticales e incluso cuadradas que den un aspecto dinámico a tu espacio.

Para una pared más ecléctica puedes combinar piezas vintage con otras modernas, un estilo clásico se puede beneficiar de arte o fotografías en blanco y negro, todo es cuestión de lograr un decorado que funcione con tu hogar.

Una vez que consigas una amplia selección, es tiempo de conseguir los marcos. Busca que complementen cada pieza, el contar con diferentes marcos le dará un aire dinámico y creativo a tu pared y si decides cambiar alguna pieza y ponerla en otro lado seguirá luciendo fenomenal. Sin embargo mantente en colores limpios, como los blancos, los tonos madera y algún marco brillante para llamar la atención.

Para darte una idea, antes de comenzar puedes marcar un área del mismo tamaño de la que piensas usar en el suelo y ahí hacer un acomodo preliminar de los cuadros, te será mucho más fácil jugar con el acomodo de todo y ver el resultado final antes de colgarlo.

Lo mejor es comenzar del centro a los lados y con la pieza más grande que pondrá toda tu galería en perspectiva, esta debe ir ligeramente fuera del centro para no acaparar toda la atención y deja al menos 5cm de espacio entre cuadro y cuadro para dar su espacio a cada pieza.

  • Comparte en:

Comments are closed.