Mujer A | Michelle Gutiérrez, empresaria y coleccionista

Aquí una prueba del impacto que causa un buen maestro: cuando cursando la secundaria Michelle tomó su primera clase de Historia del arte, la mirada le cambió para siempre. «Me abrió una perspectiva nueva del mundo. Fue ahí donde nació mi interés por saber más de arte. Esa clase dejó una huella en mí». Al paso de los años, el asombro y el interés que comenzó a sentir por el arte, derivaron en una pasión vital. Michelle Gutiérrez, empresaria, fundadora del exitoso servicio de renta de vestidos y accesorios de diseñador Conspiración Moda, se convirtió en una sensible y asertiva coleccionista de arte, ávida de rodearse de obras que, además de inspirarla, cuenten, de algún modo, la historia de su familia. «Para mí siempre fue importante que mis hijos y yo tuviéramos la oportunidad de cohabitar en espacios llenos de expresiones artísticas que comulguen con nuestra forma de pensar y que enriquezcan nuestra manera de vivir», cuenta. Juntos, su esposo y ella decidieron, por lo tanto, proveer a su familia de esa experiencia y comenzaron a consultar a distintos art dealers que, al paso de los años, se han convertido en sus amigos. «Ellos ya conocen nuestro gusto y nos ayudan a conseguir piezas que no solo son de nuestro interés sino que, a su vez, complementan nuestra colección actual. El secreto del buen tino de sus corredores de arte se debe en gran parte a que Michelle y su esposo han logrado definir una línea muy clara en su colección, en la que predominan exploraciones de la luz y el espacio hechas, en su mayoría, por artistas californianos de los años sesenta. Además de considerar esos parámetros, para ella se ha vuelto cada vez más fácil escuchar a sus sentidos y saber que obra tiene o no potencial de unirse a su «museo familiar». «Basta responder a dos preguntas», aconseja a quienes estén pensando en adquirir una pieza, «¿qué me hace sentir esta obra? ¿qué me hará sentir convivir día a día con ella?».

Sol Lewitt, Larry Bel y Thomas Glassford, son algunos de los creadores de obras que hoy son parte de la colección de Michelle Gutiérrez. De este último —Glassford (Estados Unidos, 1963)— posee Deep Purple 1, que es una de sus piezas favoritas: «Es muy especial para mí ya que fue una de las primeras obras de nuestra colección, fue un regalo de cumpleaños que me hizo mi esposo. Es precioso».

  • Comparte en:

Comments are closed.