Los favoritos de los Emmys

El domingo pasado vimos a Breaking Bad arrasar en los Emmys. La red carpet, por otro lado y por fortuna, resulto un espectáculo más sorprendente. Y, como los ganadores de la noche, algunos looks merecen una estatuilla.

Los colores más recurridos fueron –sin duda- el blanco, el negro y el rojo, sin embargo, los encontramos en formas inesperadas. El rojo de la alfombra parece escalar el cuerpo de Lena Dunham al aparecer en los holanes inferiores del espectacular Giambattista Valli Couture que portaba, y también tiene presencia en forma de puntos suspendidos en tul negro en el Armani Privé de Sarah Paulson.

El negro también lució espectacular en Lena Heady, firmado por Robin Singer. Y el blanco tuvo presencia total o parcial en los looks de Sarah Hyland, Cat Deely, Michelle Dockery y Taylor Schilling. Sin lugar a dudas, el blanco tuvo la presencia más atrevida gracias a Robin Wright, quien portó un look Ralph Lauren que por delante parece ser un recatado traje de inspiración masculina pero por atrás revela por completo la espalda de la actriz.

Mención honorífica es merecida por Julia Roberts, quien se atrevió a llevar un vestido corto pero logró verse lo suficientemente formal para el evento, y por Kerry Washington, quien portaba un Prada anaranjado con una apertura kilométrica en la pierna.

Aunque no hayan estado nominadas, algunas actrices logran con sus looks dar más de que hablar que los ganadores.

  • Comparte en:

Comments are closed.