Frutos rojos: la tendencia saludable

frutos rojos, dieta, vitaminas

Nos llegó el lunes y con éste vino a mi una reflexión semanal que dice: “la belleza entra por la boca”. ¿Por qué? Si bien los tratamientos faciales son una maravilla, jamás podrán hacer que nuestro organismo metabolice vitaminas y minerales de forma óptima, pueden sí colaborar en el tema de la retención de propiedades como la firmeza o la luminosidad, corregir manchas, equilibrar la grasa, pero está comprobado que lo que nunca podrán hacer es reestablecer la función celular o la producción de colágeno. Sin embargo, hay productos que de forma natural nos ayudan a mejorar notablemente la piel y que son totalmente amigables con ella.

Los frutos rojos son -además de deliciosos- una fuente rica en antioxidantes y vitaminas. Son excelentes aliados en la prevención y tratamiento de enfermedades cardiacas, problemas circulatorios y ayudan a disminuir la tensión arterial.

El ácido elágico es una de sus propiedades más codiciadas; es un antioxidante que protege la piel del daño que causa el sol e impide la formación de una enzima que rompe la elastina y el colágeno de la piel. Esta combinación crea una doble protección contra las arrugas.

Hay que seducir al paladar con algo más que altos niveles de vitamina, el consumo regular de zarzamoras, frambuesas, fresas y arándanos nos garantiza efectos de rejuvenencimiento en, por lo menos, 30 días de consumo regular. Estas cualidades los hacen verdaderamente irresistibles.

Ahora que su consumo está tan de moda y en medio de la temporada de producción (de mayo a octubre) podemos dar rienda suelta a nuestra imaginación para integrarlos a nuestra dieta diaria, dado su delicioso sabor se mezclan con facilidad con ensaladas, carnes, pescados y mariscos.

¡Provecho libre de culpas!

  • Comparte en:

Comments are closed.